Esta entrada se presenta como la 2da parte de ¿Creación o Evolución?, de click para leer la primera parte si desea, pero las entradas no son dependientes una de otra; puede seguir leyendo sin preocupación.

Si no está familiarizado con el significado de la evolución también tengo una entrada dedicada a ¿Qué es la evolución?


Desde la manera en la que nos movemos, pasando por la morfología de nuestro sistema digestivo, hasta las enfermedades que nos afectan, todo, biológicamente hablando, puede explicarse a través de las razones de la evolución. En las siguientes líneas presentaré algunas de las razones por las que nuestro cuerpo no está completamente adaptado a la vida actual:

  1. La manera en las que nos hacen aprender:
    Muchas escuelas buscan la enseñanza por medio de la repetición, grave error. Por una tremendamente grande cantidad de milenios el humano ni siquiera pensaba en la posibilidad de la escritura/lectura como medio de comunicación y/o aprendizaje, y es de entender, porque repetir como loro los principios de una falacia argumentativa o el concepto de singularidad tiempo-espacio no le traía comida, que es al final lo que de verdad importaba. Para sobrevivir debía saber dónde estaban los lugares seguros, dónde había comida, dónde estaban los depredadores, dónde estaba su hogar, quiénes eran la familia, quiénes eran los enemigos. La memoria mejor desarrollada en la especie es la memoria visual: La mayoría de nosotros aprende mejor a través de relacionar datos con imágenesobservando cómo se hace algo, o cómo ocurre algo.
  2. Las señales de nuestro sistema digestivo: 
    – Las ya conocidas muelas del juicio (Terceros molares) que causan tantos problemas. Las explicaciones de éstas son varias: Una explicación sugiere que es una muestra de nuestro pasado principalmente hervíboro donde necesitabamos una mayor capacidad de moler alimentos, y que debido a que nos volvimos omnívoros ha ido desapareciendo, otra dice que como no cuidábamos los dientes, debido a la acidez de algunas comidas y/o bacterias algunos molares se caían y esos terceros molares irían a sustituirlos. El punto es que son inútiles para las necesidades de nuestra era.
    – La longitud de nuestros intestinos: El tubo digestivo comprende 6 metros aproximados de longitud en una persona viva (Aproximadamente 9 – 11 en una persona muerta debido a la pérdida de tono muscular). Si lo comparamos con los de otros mamíferos nos parecemos más a hervíboros que carnívoros (éstos últimos lo tienen mucho más corto debido a la facilidad con la que se digiere la carne, a diferencia de los primeros, que necesitan mayor superficie de digestión para obtener la mayor cantidad de nutrientes posibles de las complicadamente digeribles plantas).
    – El aumento de la diabetes: de 1980 a 2014 ha aumentado de 108 millones a 422 millones la cantidad de afectados por diabetes, ¡Casi un 400%! Y todo por los malos hábitos que se han adoptado: sedentarismo, mala alimentación, baja actividad física. Esos son puntos que ancestralmente no eran un problema, ya que, por las necesidades contemporáneas, era raro observar en la especie. Además, como nos hemos impuesto sobre la selección natural, el gen de la diabetes se está diseminando a través de las generaciones, cosa que en vida silvestre habría sido eliminado con la selección natural.
  3. Los trastornos de ansiedad:
    La paralizante condición de muchos, causante de innumerables estragos a nivel psicosocioemocional. Llamada “epidemia silenciosa del siglo XXI”; 1 de cada 4 personas han sufrido, sufren o sufrirán algún tipo de trastorno de ansiedad en algún momento de su vida. Aproximadamente 2 de cada 3 personas que sufren algún tipo de ansiedad son mujeres.
    En el reino animal es normal vivir agitado, estresado, ansioso; se es vulnerable a los peligros del mundo: es matar o ser matado, correr o ser atrapado, no por nada hemos desarrollado “The flight or fight response” o “respuesta de pelea o huída”, que es la respuesta fisiológica (funcional del cuerpo) a una amenaza o estrés, se puede visualizar en carne propia por ejemplo cuando nos asustan: algunos saltan, otros corren y otros pegan un puñetazo. Pero no todo se resume en esos tipos de sustos, también en los síntomas de la ansiedad: respiración rápida, irritabilidad, ritmo cardíaco acelerado, pupilas dilatadas, entre otros.
    Este tipo de respuesta es desencadenado principalmente a nivel mental, aunque no estemos realmente en peligro, si nuestra mente piensa que realmente es así, pues se desatará esa respuesta, y es que la mente tiene una enorme influencia sobre el cuerpo, pero ese es tema para otra ocasión.
    Principalmente en el pasado The flight or fight response servía para escapar de depredadores o evitarlos (Las emociones sirven para dar una señal de preservación, buscar resguardo y/o conocer las necesidades particulares en búsqueda de tranquilidad) pero en una sociedad en proceso de perfeccionamiento y adaptación a otros estilos de vida este tipo de respuesta no es muy útil, e incluso contraproducente para el tipo de necesidades actuales.
  4. Procastinación y aparente indiferencia por amenazas a largo plazo:
    ¿Nunca se ha preguntado por qué el calentamiento global no causa tanto furor como lo haría un asesino a sueldo que está matando en el barrio vecino? o ¿Por qué la comida rápida no pareciera la gran cosa comparada a una grave enfermedad que un amigo esté sufriendo? o ¿Por qué tirar basura en la calle/playa no sería tratada con tanta motivación como lo haría la basura tirada por extraños directamente en nuestra casa? Aún cuando los primeros son incomparablemente MUCHO MÁS dañinos que los segundos nuestras atenciones se concentran más fácilmente en los últimos, y no es que los humanos seamos tremendos imbéciles… Bueno, sí lo somos, pero esa no es la explicación al porqué de tal comportamiento. Vayamos a lo básico: El encéfalo (eso que está dentro de tu cráneo, ahí adentro no hay solamente/simplemente “el cerebro”) comprende varias partes, dos de ellas son las que competen ahora: El sistema límbico y el neo-córtex.
    El  sistema límbico (también llamado “cerebro reptiliano” o “cerebro primitivo”), es llamado primitivo o reptiliano porque ha estado con nosotros recorriendo gran parte de el árbol evolutivo hasta nuestros días y por ende, puede encontrarse modelos muy similares en otros animales, su nombre es además porque se encarga de la regulación de nuestros instintos más primitivos a nivel emocional y fisiológico.
    El Neo-Córtex (también llamado “nueva corteza” o “cerebro racional”) es la parte consciente de nuestro ser; la que controla las emociones y nuestra parte cognitiva (la memoria, la capacidad de autoreflexión, la habilidad de escoger el comportamiento adecuado, entre otras cosas). Es relativamente la parte más jóven de nuestro encéfalo, y la pieza clave tras nuestra capacidad de someter a otras especies y subir varios peldaños en la pirámide de la supervivencia con un desarrollo sin igual. Cuando el sistema límbico actúa, el neo-córtex disminuye su actividad, y viceversa. Por eso el dicho de que “los enamorados no razonan” y “Si la mente calla, el corazón habla” (aunque sabemos que todo está en la mente, pero en fin.)
    Los antepasados sobrevivían con una expectativa de vida mucho menor a la actual, estaban concentrados en el momento que estaban viviendo en un rango corto de tiempo. Estamos adaptados a enfrentar activamente mejor los problemas del ahora, las amenazas inminentes, y es tal como nos dicta nuestro cerebro primitivo, que lleva mucho más tiempo con nosotros que el cerebro racional (especializado en estrategias a largo plazo). Por lo tanto, es lógico pensar que simplemente en la normalidad nos conducimos primero por como dictan nuestros instintos y luego nuestro intelecto decide si se superpone o si deja ocurrir los impulsos.
  5. Desventajas de la bipedestación:
    Un rasgo característico de la especie es el andar en 2 patas (Si quiere dígale piernas, total.), gracias a ésta nuestros antepasados podían ver más lejos, alcanzar más rápido las ramas, cargar utensilios y alimentos, modificar el centro de gravedad haciendo el cuerpo realmente eficiente energéticamente hablando, pero estamos aquí para ver el lado oscuro: La bipedestación significa una mayor propensión a desviaciones y fracturas de articulaciones, desgarre de tendones, mucho más peligroso aún es que representa una carga muy grande para nuestra columna haciéndola propensa a desviaciones y fracturas por caídas, mala posición de pie o sentados, también tenemos a la pelvis, que pese a buenas adaptaciones en la mujer para dar a luz no está preparada para nacimientos de cualquier tipo. En vida silvestre habría una exponencial mortilidad femenina en los nacimientos debido en parte a una colosal cabezota que no puede salir por un minúsculo conducto vaginal. Sin los avances médicos (gracias principalmente a nuestro neo-córtex) nuestra historia aquí en La Tierra sería otra.

La intención de la entrada no es motivar a una explosión de instintos poniéndose correr en cuatro patas desnudos y descalzos por la calle comiendo un apio mientras gritamos “¡Aprendo viendo, edúquenme como e’!”, sino dar a conocer razones a problemas que vemos a diario, y si es posible, solucionarlos a margen de nuestros límites como simples mortales en el yugo de la Madre Naturaleza.
Al fin y al cabo nosotros, humanos, somos maestros de la adaptación.


Referencias y textos de interés:

1) Una imagen enseña más que mil palabras. Sánchez B., Héctor. Revista del Instituto de Estudios Superiores en Educación Universidad del Norte.

http://rcientificas.uninorte.edu.co/index.php/zona/article/viewFile/1632/1068

Aprender y Enseñar a través de imágenes. Desafío educativo. Rigo, Daiana. Arte y Sociedad, revista de investigación. Universidad de Sevilla, Universidad de Málaga.

http://asri.eumed.net/6/educacion-imagenes.html

2) Capítulo 25: Sistema Digestivo. Anatomía y Fisiología: Unidad entre Forma y Función. Saladin, K.

Diabetes. Organización Mundial de la Salud. http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs312/es/

3) Estadísticas. Centro de Investigaciones Médicas en Ansiedad.

http://www.centroima.com.ar/informacion_estadisticas.php


La Ansiedad en Cifras. Asociación Madrileña de Agorafobia.

http://amadag.com/la-ansiedad-en-cifras/

Flight or Fight Response. University of Nottingham.

https://www.nottingham.ac.uk/counselling/documents/podacst-fight-or-flight-response.pdf

4. El funcionamiento cerebral. Navarro, Ana. Asociación Educar.

http://www.asociacioneducar.com/monografias/navarro.pdf

Capítulo 14: El encéfalo y los pares craneales. Anatomía y Fisiología: Unidad entre Forma y Función. Saladin, K.

5. Capítulo 8. El sistema óseo. Anatomía y Fisiología: Unidad entre Forma y Función. Saladin, K.

Wiereszen, Natalia. Análisis de la Actividad Muscular en posición bípeda y durante la Marcha. Universidad del País Vasco.
http://www.sinergia-web.com/archivos/Describir_y_analizar_la_actividad_muscular.pdf

Manríquez, German. Evolución de la bipedestación: aspectos biomecánicos, energéticos y evidencia del registro fosil.

Anuncios